martes, 31 de marzo de 2015

Los Banis y Parrita. Industrial Copera.

La sala Industrial Copera programó este sábado pasado, dentro su ciclo anual de espectáculos un concierto digno de recordar para un público cuyos gustos flamencos pasan por lo rumbero, por los temitas aflamencados y por las canciones pegadizas. 
No se les puede llamar flamencos pues su repertorio no pasa por cantar estilos del cante propiamente dicho. Pero cualquiera de los que acudieron a la sala dirían que lo que vivieron fue flamenco puro y duro. 


La trayectoria de Los Banis, que actuaron en primer lugar haciendo las veces de teloneros de Parrita llenaron el local hasta la bandera es envidiable. Una legión de seguidores cantando sus hits más conocidos, haciendo corros y bailando por rumbas a cada momento fue la experiencia de la mayoría de los asistentes. 
Subieron la temperatura de la sala con temas como 'Como me pesa', 'Viento y arena', 'Te has creído tu' o 'La distancia' entre otros. 
Con el ambiente a tope, la distancia temporal que separó a Parrita de los actuantes fue una ruta de miniconciertos, minijuergas improvisadas en las que los bailes y el rumbeo afloraba en cada rincón de La Industrial.
Apareció el maestro y el público se volcó. No sólo al cantar todos y cada uno de sus temas sino cada vez que él invitaba a cantar a su público. 
Cerca de hora y media en el escenario y lo más granado de su repertorio dieron rienda suelta a la plebe que enloqueció con sus estribillos pegadizos: 'Dame un beso vida mía', 'Los gitanos de Lisboa', 'Tiene una sonrisa' o 'tu cuerpo junto al mío'. Fue a partir de su su archiconocido tema 'No me lo creo' cuando los asistentes respaldaron entregados cada letra, cada  estribillo y cada rumba. Porque a partir de aquí y para terminar, entonó aparte de unos fandangos un repertorio por tangos-rumbas que incluyeron tientos, tangos de la Niña de los Peines, jaleos extremeños y hasta La Salvaora de Caracol.
Sin duda una interesante manera de acercar al flamenco a los fans de un cantante que mueve masas.
Eso si, no te perdonamos que no cantaras "Y no pasa nada". 


No hay comentarios:

Publicar un comentario